Ventajas e inconvenientes de los champús sin sulfatos

Blogmujeres.com

Los champús sin sulfatos cuentan con infinidad de beneficios para nuestro pelo. Al no tener sulfatos entre sus ingredientes, conseguiremos lavar el cabello sin los efectos nocivos de estos componentes químicos, pero lo cierto es que es posible que algunas personas encuentren también algunas desventajas en su uso. Conozcamos entonces a continuación, cuáles son las ventajas e inconvenientes de los champús sin sulfatos.

Ventajas de los champús sin sulfatos

Muchas son las ventajas que tienen los champús sin sulfatos. Principalmente que conseguiremos tratar el pelo de modo que no vamos a perder nuestros aceites naturales, pero además podemos señalar otras ventajas que harán que te decantes por ellos.

Champu sin sulfatos ventajas e inconvenientes

No contienen ingredientes químicos

Los mejores champús sin sulfatos suelen estar elaborados con ingredientes naturales, en especial plantas como por ejemplo la lavanda y aceites naturales como el de argán, de modo que podremos lavar y tratar nuestro cabello de forma natural y no solo eso, sino que hace posible (si lo deseas), lavarte el cabello todos los días.

Reequilibran el cuero cabelludo y el estado del cabello

Si notas que tienes las puntas abiertas, un mayor frizz y que tu pelo se ve reseco, puede que estés sufriendo algunos de los efectos de los champús con sulfatos ya que estos puede que actúen con un efecto desengrasante muy eficaz, pero también poco a poco van eliminando el sebo natural que es el que protege realmente nuestro cabello. Si pruebas un champús sin sulfatos, notarás como el pelo va recuperando poco a poco el sebo y los aceites naturales y verás tu pelo más hidratado y sano.

Además, con el tiempo, el champú sin sulfatos conseguirá eliminar todas las toxinas y restaurar el brillo natural de tu pelo.

Fortalece el cabello

Aquellas personas que tienen una piel sensible, notarán como con los sulfatos, el cuero cabelludo se irrita y el pelo se debilita muchísimo. Los extractos naturales de los champús sin sulfatos, te permitirán poder fortalecer tu cabello, permitiendo además que el cabello respire y que el folículo piloso no esté seco.

Conservan el color de los cabellos teñidos

El efecto desengrasante y las toxinas que aportan los champús con sulfatos, provocan que el color del pelo teñido se pierda mucho más rápido. En cambio, si optas por un champú en el que estos tensioactivos no estén presentes, notarás como el color se mantiene más tiempo, incluso tintes que han pasado por un proceso previo de decoloración. Además, muchos champús sin sulfato están diseñados para mejorar el color o neutralizar el color amarillento.

Mantiene el cabello rizado

Dado que los champús sin sulfato no contienen componentes que eleven las escamas del cabello, después del lavado, puedes prescindir de agentes antiestáticos. Sin efecto “frizz”: los rizos se verán suaves y manejables.Mantienen el alisado del tratamiento de queratina. Ver Cómo usar un champú sin sulfatos

Lavarse el pelo con un champú sin sulfatos puede ser también conveniente después del alisado de queratina y el botox capilar. El efecto después de estos procedimientos se extiende hasta 6 meses.

No contamina el medio ambiente

Por último señalar que los sulfatos que se eliminan por el desagüe del agua, suelen acabar en el mar y pueden afectar a los peces. Si optas por un champú sin sulfatos, que además se presente en un envase que sea ecológico, podrás colaborar al cuidado del medio ambiente y además, reciclar ese envase.

Inconvenientes de los champús sin sulfatos

Ya hemos visto cuáles son la ventajas principales que podemos señalar con respecto a los champús sin sulfatos, pero lo cierto es que también podemos encontrar algunos factores que aunque no son negativos, debes conocer antes de usar un champú sin sulfatos.

Champu sin sulfatos ventajas inconvenientes

Hacen menos espuma

Puede que para ti esto no sea un gran problema, pero suele ocurrir que la mayoría de las personas creen que si se lavan el pelo con un champú que haga mucha espuma este les va a limpiar mejor el cabello. Lo cierto es que debido a los sulfatos, los champús son capaces de hacer tanta espuma que arrastra toda la suciedad acumulada en el pelo, pero si usas un champú sin sulfatos también vas a poder tener un pelo lavado en profundidad. Lo único que debes saber es cómo utilizar el champú correctamente. Además, ya existen champús sin sulfatos que generan tanta espuma como uno normal.

Para ello, lo que tienes es mojar bien el cabello, de hecho incluso más que cuando lo lavabas con el champú con sulfatos. De este modo, cuando el champú sin sulfato entra e contacto con esa humedad en el pelo, podemos extenderlo perfectamente y lavarlo la cabeza de forma que cuando eliminemos el champú comprobaremos como el pelo está realmente limpio.

Necesita un proceso de adaptación

Es cierto que los primeros lavados con el champú sin sulfatos parecen que no dejan el pelo limpio. El porqué se debe a que posiblemente el pelo comience su fase de recuperación del sebo y aceites naturales que poco a poco hemos ido perdiendo con los sulfatos. Por ello, no te debes alterar si notas el pelo más graso de lo normal, es algo que siempre pasa pero que desaparece una vez el sebo de tu cuero cabelludo se restaura por completo. Algo que podremos notar a la semana de usar este tipo de champú, cuando veamos que nuestro pelo ya se ve mejor.

Es más caro

Al tratarse de un producto orgánico, los champús sin sulfatos son algo más caros. De hecho los sulfatos son tan populares pero no solo porque sean capaces de limpiar el cabello profundamente (al margen de sus efectos nocivos), sino porque además son muy baratos y por ello son tan populares. Puede que sí, que un champú sin sulfatos sea algo más caro, debido a que la mayoría de sus champús son naturales, pero a la larga y cuando veas como queda tu cabello, agradecerás los resultados.

También te puede interesar