-    Escrito por venus

Ejercicios para realizar durante el embarazo

relajacion.jpg

El hecho de que estés embarazada, no es impedimento para que continúes manteniendo tu actividad física, pero es importante que sepas qué tipo de ejercicios son recomendables en este período.

Hoy te mostramos un programa de ejercicios que te serán de mucha utilidad:

Existen cuatro tipos de ejercicios que pueden resultar utiles durante el embarazo:

  • Aeróbico
  • Calistenia
  • Técnicas de relajación
  • Ejercicios de Kegel

Aeróbico: Se tratan de actividades ritmicas, repetitivas, suficientemente enérgicas como para exigir un aumento de la oxigenación de los músculos. Estos ejercicios estimulan el corazón y los pulmones así como la actividad de los músculos y las articulaciones, produciendo  cambios generales beneficiosos del cuerpo, especialmente la capacidad de utilizar oxígeno, factor muy importante para la futura madre y el bebe. Aumenta el tono y fuerza musculares facilitando el parto y ayudando a llevar el peso extra del embarazo. También incrementa la resistencia, quema calorías, reduce el cansancio, y ayuda a conciliar el sueño.

Calistenia: Se trata de movimientos gimnásticos ligeros, rítmicos, pueden mejorar la postura. Puede ser muy útil para aliviar el dolor de espalda, mejorar el bienestar físico y mental y para preparar el cuerpo ante la ardua tarea del parto, pero este tipo de calistenia debe ser especial para embarazada, ya que la calistenia concebida para la población general puede ser perjudicial para una mujer embarazada.

Tecnicas de Relajación: Los ejercicios de relajación y respiración ayudan a conservar la energía para cuando esta es necesaria, y a la mente a concentrarse para la tarea que esta realizando.Aumentan la conciencia del propio cuerpo, todo lo cual ayuda a la mujer a afrontar los retos del embarazo y el parto. Las técnicas de relajación resultan valiosas en combinación con ejercicios de mayor actividad fisica.

Ejercicio de Kegel: un modo sencillo de tonificar los músculos de la zona de la vagina y el perineo, reforzándolos como preparación para el parto. También ayuda a recuperarse durante el posparto. Se trata de contraer los músculos de la vagina y el perineo durante cinco segundos repetidas veces. Se puede hacer en cualquier momento y en cualquier lugar varias veces al día.

Vía:fortunecity